//www.poemas-del-alma.com/

Stella Grifo

Mi Niña Preciosa

 

En mis íntimas fibras

Se formó  una promesa.

La de brisa nueva,

La de un sol templado,

que acarició mi ensueño

Y renovó mis años...

 

Un espíritu libre,

despreocupado y nuevo,

Que se posó pausado,

erosionando el dolor

que la tempestad

había  dejado.

 

Sonrisita incipiente

con ojitos cerrados,

Un botoncito en su boca

y cabellos castaños.

 

Tizón de fuego  vivo

que marcó mi vida,

remolino de alegría

con carita de niña.

 

Fue un flechazo de amor

hecho de carne y hueso...

pero mucho mas que eso..

una promesa de Dios

directo a mi pecho.

 

Y ahora que está a punto de ser una mujercita,

La nostalgia me invade...

pues ya no es  tan niña, ya la veo grande.

Como queriendo olvidar

sus juegos de antes.

 

Ahora en su mirada

hay pasión , fuerza  y valentía.

En su corazón el furor

de un huracán de alegría.

 

Su exuberante belleza

se asoma inminente,

y ante mis ojos es distinta;

la noto ciertamente diferente.

 

Aquellos cabellos sueltos

alborotados y locos

Empiezan a estar peinados,

ya no vuelan tan locos..

 

Sus conversaciones y modos

parecen ser más pausados,

su cuerpo es ahora esbelto,

sutil y espigado.

 

En su casa del mañana

hay amaneceres brillantes,

En sus labios canciones,

inocencia y dulzura incesante.

 

La miel en sus ojos

como el atardecer más sereno

me llena de paz,

y arrulla mis sueños.

 

Cuanta alegría

regalas mi niña!

Muñeca preciosa

con alas de mariposa.

 

Serena ...la miro...

la miro y sonrío ....

porque con su cascabel,

también suena el mío !

 

Se ennoblece mi alma

con tenerla en mi vida.

Ternura de ángel ,

caricia infinita....

Mi niña pecosa,

Que Dios te bendiga.!!