//www.poemas-del-alma.com/

Catelgood

Toc, Toc... Otra Vez Yo...

Toc toc, hola… otra vez yo

Sé, no querías verme hoy

Pero ya sabes como soy

Simplemente me ocurrió.

Que locura desperezó

Al tontuelo del asombro

Y con necedad al hombro

Esperanza por zapato

Vengo ofreciendo trato

A quien siempre nombro

 

Así que, digo… propongo…

Si no estás muy cansada

Te dispongas muy confiada

Y me abras sin rezongo.

Que esta noche pongo

Mi inconsciencia y maña

cuerpo vino y lasaña

Tú sólo abre la puerta

Y con el alma abierta

Olvida noches hurañas.