//www.poemas-del-alma.com/

jose miguel hernandez l

LA MUERTE

 

 

La muerte  llego de repente

Y  no tuvo tiempo  de echarle

La bendición a todos sus hijos.

Y

 

Cuando fui a verlo en el ataúd.

Una lagrima, corría por su  mejilla.

Y

Me pongo a pensar.

 

Que malos son los hijos.

Que ni en su último adiós

HAN VENIDO A VERLO.

Pero alguien comento.-

 

A ese señor.

Nadie

Lo quería

Porque era muy malo.

 

.-Una persona que estaba

Presente.-

Oyó el comentario

Y  dijo estas palabras.

¡Yo lo conocía!

Y  desde que murió

La esposa

Hasta los hijos, lo fueron dejando.

 

Pero

¿Qué hizo?

.-Nada.-

Cosas del Diablo.

 

.-Dijo otro.-

Todo…

Por  despojar al viejo

De lo que tenía.

 

Otro dijo.

Ese viejo

No tenía dinero.

Era un pobre limpio.

 

¡Mira!

Y

Después

De muerto.

 

¡Porque!

Lloraba.

.-Porque

Nadie lo quería.-

 

¡Ni   siquiera  la familia!

.-El me dijo.-

Que todos

Lo odiaban.