//www.poemas-del-alma.com/

Emyzag

**~Mini - Cuentos XII~**

  1. La llave perdida

 

Había una vez una llave que abría un cofre verde y se perdió. El cofre fue a parar al mar y del mar a ser tesoro. Un dia, la llave perdida hace el triunfo de volver a la vida un corazón triste. Porque la llave era maestra y abría cualquier cerrojo cerrado. Pero, el tesoro nunca se abrió porque se abría con la llave perdida y era la única que podía abrirlo.

Moraleja: “A veces no se puedan hallar todas las riquezas y el oro del mundo”.

 

     2) El pequeño gorrión

Había un monte verde en el campo. El gorrión volaba lejos, pero, sus alas aún quedaban mojadas por la lluvia. Intentó volar, pero quedó varado sin dirección. Y dijo, más nunca volveré a mojar mis alas con la lluvia.

Moraleja: “Sólo se vuela con rumbo”.

 

    3) El pájaro que canta

 

Había una rama en un árbol. Y en esa rama un pajarito que cantaba muy bien. Y en ella, un gusano, también, y le dijo que cantaba muy bien.

Moraleja: “Las aves trinan muy bien y los gusanos no hablan”.

 

     4) La caja mágica

 

Había una vez una caja mágica. En ella se escuchaba una canción. Y se dice que era tan mágica que un viejito la toma en su mano, y se dice que no volvió a escuchar otra vez la canción.

Moraleja: “Lo desconocido es siempre fantasía”.

 

     5) La estrella de luz

Había una vez una estrella de luz. Cuando por la ventana se vió en derredor la estrella de luz. Y un joven la quiso observar con un telescopio. Y se dijo, -la veo cerca de mí-, cuando era que la miraba en el telescopio.

Moraleja: “Tan lejos, pero, tan cerca a la vez”.

 

    6) La flor y el viento

 

Había una vez un jardín donde un viejo cosecha una flor. Era una rosa y el viento la deshoja. Cuando en el suelo están todas las hojas. Y el viejo se desconcierta por ello. Y vela a la rosa toda una noche cuando se percata que era el aliento de un mono que por oler a la rosa la deshojaba.  

Moraleja: “Todo lo que tiene olor se percibe”.

 

     7) La montaña verde

 

Había una vez la montaña verde. En que el cielo se hacía más alto por observar desde lo más alto. Y había un ave rapaz llamado el Tuerto de Golú. Cuando de vez en cuando volaba lejos y caía al precipicio y se sentía débil, pero, había una salida y era el ojo del mismo ave.

Moraleja: “Todo lo que se vé por un ojo”.

 

       8) La cuerdo floja

Había una vez un camino lleno de espinas de rosas. Y en la parte superior del puente existía la cuerda floja, en ella, una vez la cruzó un duende y se paralizó en ella en un evento de la cuerda floja. Y cada vez que alguien cruzaba el puente se le aparecía el duende en la parte superior del puente en la cuerda floja.

Moraleja: “No todo lo que es, es realidad”.

 

     9) El payaso que canta

 

Había una vez un evento nocturno. Era un “night club”. Un payaso del público se dispone a cantar. Lo apodan el payaso que canta. Era un payaso real y verdadero, cuando hace su payasada y se dice que no cantaba sino que era un ventrílocuo.

Moraleja: “No todo lo real es cierto”.