//www.poemas-del-alma.com/

El Pescador

Ciénaga

Dos faros de interminable luz son tus ojos

que acompañan mis noches de vigilia…

- testigos silentes del recuerdo -

Oh! blanca espuma que susurra leve en cada llegada…

Incesantes de arenas, tus manos, su latir,

que pulsan tu corazón enardecido…

Tu cuerpo que se yergue en siluetas

dibujando arabescos que evocan las magnolias…

Tu pelo es media luna

que en grave sortilegio

desvela los pliegues de tu cuello

presagio de la historia

de azules madrugadas…