//www.poemas-del-alma.com/

Leonor Cuevas Martín

El cerebro y la epilepsia

Una chispa misteriosa

como una estrella fugaz

transforma mis pensamientos,

 hace real lo irreal.

El futuro es mi presente,

el presente dejo atrás,

lo real e imaginario

 sin límite que trazar.

Confusión, sueños, locura,

 ejes de una misma acción,

todos crecen en penumbra

 para ofuscar mi visión.

Si aquello que me persigue

donde quiera que me muevo

es real o imaginario

 o fruto del pensamiento,

si es difícil separar la realidad de los sueños,

¿cómo saber si dormimos

 o si soñamos despiertos?

Una chispa en mi cerebro

como fuego artificial

dispara las emociones

 sin que las pueda parar.

Acciones que sin sentido

 llenan de golpe mi vida,

un momento de mil instantes

 que me hacen sentir perdida.

Cómo encontrar la cordura

 cuando en un momento así

aunque mire alrededor

 no distingo quién soy yo.

Si estoy dormida o despierta,

 aunque quisiera decir

que soñé  en otro mundo

 sin saber que estoy aquí.