//www.poemas-del-alma.com/

Latino

A una flor

¿Por qué, ¡oh rosa lisonjera!,

habrías de mover mi tierra

como si una flor pasajera

bastara para alzarme en guerra?

 

¿Por qué, como soldado raso

habría, ¡calabaza inútil!,

detenerme a escuchar tu paso

y desestimar la vida útil?

 

Adelante iré en la batalla,

adelante…  adonde el fragor

alto y claro de la contienda...

 

Porque si mi voz no te acalla

te diré que escucho otra flor

y quizá solo ella me entienda.