//www.poemas-del-alma.com/

Miguel236

Gélido Amor

No sueñes que te vas

Y no te vayas sin soñar

Que el final, ya lo veras

Y el inicio has de recordar

 

Hasta el reloj se agotó

Esperando que dirimamos

Lo que hace mucho expiró

Y lo que hace poco captamos

 

Los ladridos se murieron

Pero los perros aun vivían

Aquellos que no se fueron

Pero la alegría los dejaría

 

Es como a un buen paciente

Que murió en sala de espera

Yo como el doctor negligente

Y tú como la tonta enfermera