//www.poemas-del-alma.com/

Adri Delfini

Difusa es la vida

Cuando te oigo

me excito, irradio,

mi cuerpo se humedece

mi mente se des-ala

el exilio me embarga

y mi alma se desvanece.

 

Tu voz es un gemido

de manso felino

que arrastra el deseo

envolviéndome en su manto,

de sensualidad prístina

expresando las caricias

en cada nota ficticia

el placer es puro canto.

 

Difusa es la vida

que se va extraviando

me aleja cada día

casi sin recordarme

de poder darte tanto.