//www.poemas-del-alma.com/

Manuel Palacios

DULCES FLUIDOS.

 

Voy navegando sobre tu blanco cuerpo

con mis manos, cuan mariposas,

descubro tu  pasión  con mucho  esmero

tu suave aliento, mujer de rosa.

Navego con amor tu desnudez

ahogándote toda en mi ansiedad,

comer tus labios ardientes con avidez

hacer vivir la vida la realidad.

 

Dejar rosario de beso sobre tu espalda

dejando huella por donde pasan,

de mis labios ardiente que van besando

tu cuerpo esbelto voy desnudando.

Besar tus pechos, lindos pezones,

tomar de ellos su dulce crema,

que son alimento de mis razones

del niño amor, que nunca espera.

 

Tocar tu suave vientre, mis labios rojos,

tomar de tan bellos nicho, dulces fluidos,

cuan lava ardiente de mis antojos

y su embriagante aroma que nunca olvido.

Volver a tu boca para besarte

y compartir contigo tan rica savia,

dándote besos   para adorarte

al hermoso cuerpo que yo absolvía.

Por: Manuel Palacios