//www.poemas-del-alma.com/

Raul Gonzaga

Cada quien su merecido

En vida todo lo di, no me importó que abusaran,

Y aunque todo lo perdí, permití que se quedaran

Con los bienes materiales; lo espiritual, no miraban;

Nunca consideré males, porque nunca me dañaban;

 

Me quitaban el dinero, vanas cosas reclamaban,

Pero como nada espero, pequeñeces no importaban;

En la pobreza viví, con mucha fe y esperanza;

Y de aquéllas recogí el valor y la confianza

 

De que podría seguir con la sabia sensatez,

Que me enseñó a percibir, en su afán, la inmediatez:

Hoy las miro desde lejos pisando rudos abrojos

Y el refrán de “cría cuervos que te sacarán los ojos”;

 

Yo sigo por mi camino, sólo locuras sembrando,

No niego que ha habido espinos, mas se han ido superando

Con amigos tan sinceros siempre adelante seguí;

Al final, de ellos espero, que logren sobresalir…