//www.poemas-del-alma.com/

ermanue

ELLA NO ERA PARA MÍ


 

Ella no era para mí

como es el agua al campo.

Nunca ha sido para mí,

como para el mar un barco.

Nunca ha sido para mí

como el sol es para el día,

ni como un verso es escrito

para una poesía.

 

¡Nunca! Nunca ha sido para mí,

¡estoy seguro de eso!

 

Ella no fue para mí

tampoco fueron sus besos,

esos besos que no vi...

apenas ni los recuerdos.

 

¡Maldita! Maldita sea

la flecha que atravesó

(cuando yo la conocí)

de lleno mi corazón.

¿Por qué volví a caer

de nuevo en el mismo error

de amar tanto a una mujer

que tan siquiera me amó?

 

¡Nunca! Nunca ha sido para mí,

¡estoy seguro de eso!

 

He tardado demasiado

en darme cuenta, ¡confieso!

que he gastado mi cariño...

¡Doy pena!, me compadesco.

¿Por qué no puedo olvidarla

totalmente de mi mente,

por qué sigue cada hora

en mis recuerdos presente?

 

¡Nunca! Nunca ha sido para mí,

sin embargo la esperé

el que algún día dijera:

“también te amo Manuel”

¡Nunca! Nunca me entregó su amor

y he perdido mucha vida...

destrozándome su adiós.

 

(ermanué) 12 de julio de 2014