//www.poemas-del-alma.com/

Job Rodriguez

Trago acompaƱado

Pasando el día mal acompañado

Con un libro que posee un viejo candado

Más antiguo, el fusil que fue fundido para darle esta forma  

Con un vaso de cerveza en la mano

Y en el otro extremo, un reloj hace su burla marcando el tiempo…

 

Una pasión en decadencia, marca el ritmo de una hoja al caer

Una mirada, sin mentiras, bajo el reflejo de un sucio charco se ve incierta por lo que sabe

Temblando frente a una hoguera por los recuerdos, y teniendo miedo de a estos perderlos

 

La espuma de la cerveza se esfumo

El sudor recorre el cuerpo y sus curvas

Y más abajo se forma un círculo de obscenas dudas

Antojos amontonados bajo una falsa sonrisa, aprendida en los días de antaño

 

Fuera de la ventana ya no es primavera

Bajo la luz de la luna, se esconden las perlas, que de un océano de dolor brotaran bajo mis ropas

Escapándose sin querer, fusionándose con el amargo elixir que tengo para beber

Buscando una explicación, se dibujan bifurcaciones entre la mezcla de ambas

Tal vez sea mi imaginación…

Tal vez sea por no carecer de un tonto corazón

 

¿Una coartada?, no tengo nada…

Quitarme de encima lo que no quiero

Dejando a un lado todos mis deseos

Probando robar de los cielos, una foto, la luz que mi cuerpo añora…

 

Sobre el tejado un pájaro llora

La canción ha dejado de sonar en la rockola

Las últimas notas resuenan en el último trago de un shot de vodka

Y a lo lejos escucho la voz de una mujer nombrarme

El viento ha venido a visitarme

Me ha dicho que desea compartir un par de copas más

Yo me levanto y la saludo como todo un caballero

Pero mis piernas caminan al lado contrario

Y una sonrisa se marca en mi cara

¿Por qué? No lo sé…

 

Ahora los recuerdos parecen tan lejanos

Y el panorama se aclara una vez más

Bajo la influencia de una ilusión, dejada al alcance de mi pobre imaginación

 

El equipaje es mi acompañante

Soy un actor con una mala actuación
Y un beso escurridizo que nunca al cielo llego  

Y por mi lado yo busco un sueño, lejos de este falso paraíso...

“Muñeca rota, ya no seré tu fiel idiota”