//www.poemas-del-alma.com/

ANMAR

Ven a mi pozo...

Ven a la orilla de mi pozo,

mi pajarillo cantor…

para que hablemos de amor

que de alegría rebozo.

 

Y mientras hablamos de amor,

contemplemos el momento…

cuando se esparce la flor

que vive en su aposento.

 

Busca… en lo profundo de mi pozo

con ilusión y con gozo,

sin duda y sin ningún temor

ese caudal de amor.

 

Que pinte de azul tus ojos

y sacie todos  tus antojos,

con su espíritu tangible

tibio, fresco, Tierno y libre.