Para fomentar en los niños la pasión por los libros y ayudarlos a comprobar que un cuento o novela puede estimular la imaginación y llevarlos a ser testigos de aventuras increíbles, los adultos pueden regalarles y/o recomendarles propuestas como “Jeruso quiere ser gente”, un entretenido relato que forma parte de la prolífica producción literaria de la escritora española Pilar Mateos.

Por esta obra que ya tiene varios años de antigüedad, la autora nacida en Valladolid ganó numerosos admiradores y el Premio El Barco de Vapor, así que bien puede ser considerada en la actualidad como una buena opción a la hora de invitar a los más pequeños a dejarse atrapar por una historia de ficción.

En “Jeruso quiere ser gente”, la trama gira en torno a un jovencito que trabaja en la tienda del señor Julián. Este niño que se presenta como Jeruso tiene la responsabilidad de llevar los productos adquiridos al domicilio de cada cliente, pero la confianza que depositan en él se ve amenazada cuando le roban el cajón de un pedido.

Para que el señor Julián no se enfade, Jeruso debe hallar al ladrón como sea, pero no siempre es sencillo localizar al culpable.

De este desafío que asume Jeruso pueden ser testigos todos aquellos que se interesen por esta propuesta desbordante de ternura que ha logrado enriquecer al mundo de las letras y, al mismo tiempo, entretener a distintas generaciones de niños. Claro que, más allá de acercarles un ejemplar a los más pequeños de la casa para que se diviertan por sí mismos con la historia, “Jeruso quiere ser gente” puede ser utilizado como excusa para compartir un agradable momento familiar. ¿Qué tal si los padres lo leen frente a sus hijos justo antes de ir a dormir? Sería un programa motivador y alegre que podría convertirse en una rutina sana y aleccionadora para todos, ¿no creen?