Víctor HugoNació en Besançón, el 26 de febrero de 1802, pero su niñez transcurrió en París. Fue partidario del régimen monárquico, aunque poco tiempo después se inclinó por adoptar ideas republicanas y humanísticas.

Al asumir Napoleón III, luego de un golpe de estado, fue condenado al exilio, que duró 18 años.

A los 14 años despertó su vocación literaria, con su obra “Seré Chateaubriand o nada”.

Fundó en 1819, junto a sus hermanos la revista “El conservador literario”, adjudicándose ese mismo año el Premio de la Academia de los Juegos Florales.

En 1822, escribió “Odas y Poesías varias”, en 1824: “Nuevas Odas” y en 1826 “Odas y baladas”.

Entre su poesía lírica, podemos destacar: “Orientales” (1829), “Hojas de otoño” (1831), “Los cantos del crepúsculo” (1835) y “Voces interiores” (1837).

Sus vivencias personales, críticas y comprometidas, influyeron en su obra, de índole histórica. En “Nuestra Señora de París” (1831), realiza una formidable descripción del París de Luis XVI, y en obras posteriores efectúa denuncias con tono satírico, como por ejemplo “Napoleón el pequeño” (1852). En “La leyenda de los siglos” (1859-1883) y “Los miserables” (1862), con su defensa a las clases más desfavorecidas, contribuyó a la morigeración de las leyes penales francesas.

Se destacan entre sus obras teatrales: “Cromwell” (1827), “Hernani” (1830), que enfrentó a los partidarios del teatro clásico y los románticos; donde se opone a las convenciones clásicas; “Marion Delorme” (1831), que recibió la censura gubernamental, “El rey se divierte” (1832) adaptado por Verdi para su ópera Rigoletto en 1851 y “Ruy Blas” (1838).

Pronunció numerosos discursos sobre temas políticos, como la defensa del litoral, la condición de la mujer, a favor de la escuela laica y gratuita, de la paz, del sufragio universal y contra la pena de muerte.

Datan de sus últimos años, “El noventa y tres” (1874), novela que aborda la temática de la Revolución Francesa; y “El arte de ser abuelo” (1877), poemas sobre su vida familiar.

Falleció en París, el 22 de mayo de 1885.

Libros:
Nuestra Señora de París
Los miserables